En Mendoza, en Los Toneles: arte, vino y gastronomía

513

Patricia Suárez Roggerone

 En Mendoza el vino está vinculado a una multiplicidad de disciplinas como  la música clásica, el tango, el rock, la gastronomía, las artes plásticas y hasta la práctica de yoga. Actividades que  florecen en algunos iconos monumentales de la arquitectura, que se levantan entre viñedos, coronados por la hermosa cordillera de los Andes.

 Nuevos ámbitos de visibilización de artistas comenzaron a abrirse desde 2006. Hoy casi todas las bodegas tienen destinados espacios para muestras de arte, exhibiendo la creatividad mendocina a millares de turistas de todo el mundo.

Justamente, creatividad es la palabra que vincula el arte con el vino, cruzando los límites de lo técnico. Las creaciones de los enólogos y los artistas  son el maridaje perfecto para armonizar un paseo perfecto entre viñedos, montañas, cavas y degustaciones de.

Uno de los espacios más cercanos a la ciudad de Mendoza, es La Casona, inaugurada en marzo de 2019, en la casa original del dueño fundador de  Bodega Los Toneles. Con sus puertas abiertas desde 1922, hoy es patrimonio cultural de la provincia.

Esta sala que alberga ya una cantidad innumerable de muestras de arte, con estilo italiano se caracteriza por sus mármoles, arañas de cristal, molduras en sus paredes; pisos y vitrales originales en sus ventanales, que datan desde el año 1920, un espacio encantador de belleza; e historia.

En el año 2021 La Casona ganó el máximo galardón regional, otorgado por Great Wine Capitals, posicionándola como el mejor espacio de Arte y cultura de bodegas en la provincia.

Su dirección está a cargo de la tercera generación de la familia Millán. Melisa Millán, artista plástica y diseñadora, es quien realiza los trabajos de curaduría y vernissages.

En mi charla con Melisa le pregunté cuál había sido el objetivo de crear un espacio para el arte en Bodega Los Toneles, pregunta que contestó casi como levantando con sinceridad y hasta valentía un estandarte que hoy genera en su haber personal grandes alegrías y satisfacciones.

Dijo: Durante mi trayectoria personal como artista siempre me encontré buscando espacios para exponer, y en todos era muy difícil que le dieran lugar a los emergentes como yo, entonces me sentí con la necesidad o más bien misión de crear un espacio que no diferencie entre consagrados a emergentes.

Melisa fue dándole forma al espacio, creando un estilo muy particular,  único, de curar cada una de  las muestras, buscando que sean lo más eclécticas posibles, para captar a la mayor cantidad de público y gustos.

Allí encontramos a artistas como Milo Lockett, Marcelo Von der Heyde, Renata Wurschmidt, Juan del Balso, Federico Casabona, Gilda Miralles y Karico Millan.

También a Jorge Villarreal, Cecilia Carreras, Cecilia Prato, Federico Azpilcueta, Natalia Sanchez Valdemoros, Fernando Jereb, Martin Villalonga, Ana Peña, Gianfranco Ricciardi, Eleonora Guiñazú, Melisa Millan, Osvaldo Chiavazza y a mí misma,Patricia Suarez Roggerone.

Asimismo por ahí suelen pasar Ana Chaveros, Juan Castillo, Orlando Leytes, Diana Córdoba, Francisco Bustos Arteaga, Mariana Pelichone, Manolo Blasco, Silvia Basso, Paula Dreidemie, Laura Rudman y Emmanuel Cusnaider.Todos los artistas que exponen tres meses en el hall central y en las salas pequeñas de tres a seis meses.

El arte de preparar comida, significado de la palabra gastronomía, queda bien representada, en las a vernissages de La Casona. El equipo de eventos liderado por el chef ejecutivo Luis Asmet, que ofrece un concepto similar al que desarrolla para los eventos de distinta índole realizados en la nave principal de la bodega y para grandes cantidades de personas.

Se suma a este equipo la enóloga Marisel Valdez, quien selecciona los vinos de la línea Mosquita Muerta Blend de blancas, Mosquita Muerta Blend de tintas y espumante extra brut Sapo de otro pozo. El día de elección para la inauguración, se eligen algunos finger fríos y otros calientes, según el mercado y la estación del año, mostrando los maravillosos productos de la huerta mendocina.

Sabores plenos en pequeños bocados como Blinis de rúculas y salmón ahumado, Wraps de pollo con aderezo Caesar, Quinoa de vegetales y cubos de queso, Ceviche de pesca blanca, Mini empanadas (carne, caprese y camarón), Humita con chorizo criollo (en cazuela de barro), Tacos de carne con guacamole, Chipá relleno de tomate asado y crema de rúculas, entre otras opciones, coronadas con platillos dulces.

Para el próximo año la idea es agregar un café en el mismo espacio, con la intención de lograr un mayor flujo de visitantes, que puedan disfrutar, vivenciar y comprar arte en la Galería La Casona, convocando a artistas como  Ana Gil, Gianfranco Ricciardi, Karico Millan y el reconocido Daniel Genovesi.

Para concluir pregunte a Melisa Millán cual era la primera idea que se venía a su cabeza cuando hablamos de  arte, vino y gastronomía. Y nos contestó: Una fusión cultural que entre ellas se potencian.

 

*Patricia Suarez Roggerone es mendocina, cocinera y artista plástica.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.