Wine Bar Barrel: un lugar para ir en barra

301

Mariana Baranchuk

Una tomatera sale de paseo con una barra amistosa y el lugar elegido por recomendaciones fue el Wine Bar Barrel.

Se trata de un espacio de encuentro para tener una experiencia intensa en lo que a vinos se refiere.

El ambiente es minimalista con mobiliario que remite a bodegas. A nivel del suelo un espacio pequeño con sillas altas y barriles de vino que hacen de mesas, bajando como hacia el sótano un amplio espacio con mesas y sillas altas. Ahí fuimos.

La carta de comestibles ofrece tablas, ensaladas, tapeos y algunos platos específicos. Mi grupete optó por una tabla de mar recomendada para cuatro personas. Comimos bien cinco, sin espacio estomacal para postres.

Pero el rey de la noche era el vino y a eso nos dedicamos.

Arrancamos con un rosado Pink Malbec Rosé de bodega Enrique Foster de la provincia de Mendoza un sabor delicado, seco, ideal para nochecita veraniega o al atardecer. Sin engaños, ni falsas posturas: con cualquier temperatura va como piña.

Continuamos con un Petit Verdot para darle más cuerpo a la velada, un Mara de Uco de bodegas Ernesto Catena, que como su nombre lo indica es del Valle de Uco un aroma y crescendo en boca que hace sonreír al más exigente de los paladares

Cerramos una grosa velada llena de anécdotas y risas con un Extra Brut Pinot Noir de Claroscuro bodega de arte, la que más temprano que tarde, tendrá una recomendación específica en esta honorable revista.

Barrel queda en la Ciudad de Buenos Aires, en el barrio de Caballito, en la esquina de Pedro Goyena y Senillosa

Para volver a saber sobre este bar de vinos y muchas otras cosas , los invito el martes 4 de abril a las 22hs a escuchar Tomatito por Radio Caput, que se sintoniza en la red

¿Qué es Tomatito? Obviamente el hijo díscolo de Tomate: revista de cocina; un programa de radio semanal que reivindica el derecho al goce para todos y todas.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.